;

Seguidores de la Revista

martes, 9 de febrero de 2010

Raquel Piñeiro Mongiello, Rosario, Santa Fe, Argentina


.
.
.
.
.
.
.
.
.
OTROS CATÁLOGOS

Se quemaron
todos los gritos
no está la voz,
después fue evidente
la fiesta del silencio,
luego un cardumen
de ruidos, sacó
instantáneas de colores
y se sumó a otros,
más tarde suicidó
cuanto quería escribir.
(No hay viento)
pero las páginas
buscan
otros catálogos
donde aún quedan
gritos
dentro de una palabra.

3 comentarios:

  1. Silenció sus letras, no escribió sus protestas, sus gritos.

    Esta poesia busca el desahogo de poder escribir lo que gritaría.

    Es como yo la interpreto.

    Enhorabuena a Raquel.
    Gracias Rocio por darla a conocer.

    Un abrazo. Montserrat

    ResponderEliminar
  2. abrazobeso chileno cariñosa Montserrat...

    ResponderEliminar
  3. Realmente trata de expresar la necesidad de expresarse y un poco la represión de ello. Está muy bueno que la gente se esté animando más a escribir y a publicar cosas que piensa y que le sale. La poesía en sí es algo muy íntimo. Estuve viendo un poco como se organizan la cantidad de sílabas, los ritmos, la rima que puede ser asonante o consonante, tiene mucho para dar. A mi especialmente me gusta mucho Pedro Salinas de la generación del 27. Muchos autores célebres salen de esa generación y valen la pena. Si no conocen la poesía "Amiga" de Salinas búsquenla en Internet que realmente en pocas palabras encierra mucho.
    Qué curioso que esta chica es de Rosario, yo me alquilé un Departamento en rosario y me estoy yendo para allá la semana que viene. Nos podríamos juntar algún día a compartir las poesías que cada una escribió.
    Saludos
    Lore

    ResponderEliminar